Connect with us

Hi, what are you looking for?

Artículos

Lecciones En Medio de la Pandemia

Ninguno de nosotros imaginó ser protagonista de esta realidad actual, en la que la humanidad entera se enfrenta a un virus invisible. Capaz de acabar con la vida de quien se atraviesa a su paso, en enero del presente año como si fuera parte de una película de terror el mundo occidental era testigo de lo sucedido en Wuhan, China. En ese momento, no creíamos que ese problema nos llegará a afectar a nosotros, pero contrario a esto, el virus se ha ido esparciendo alrededor del mundo trayendo profundos cambios sociales, económicos y culturales.  A continuación compartiré los más importantes desde mi punto de vista.

Hola familia

La pandemia nos llevó a la cuarentena obligatoria en la mayoría de países de la región, y en ese escenario de encierro, muchos han descubierto cosas que simplemente habían dejado de lado y es la familia, mucho más allá de ser el núcleo de la sociedad, el lugar donde podemos ser nosotros mismos, donde se construyen nuestros sueños, en medio de esta situación. La familia ha adquirido un nuevo valor, se han restaurado relaciones, se ha perdonado y pedido perdón, se han vuelto a los juegos de mesa en vez de la pantalla fría de un televisor, muchos se dieron cuenta de que llevaban una vida de afanes olvidando aquellos detalles que son importantes, los cuales nos hacen felices sin importar las circunstancias. Y es que un abrazo, una palabra de aliento o una oración en familia se constituyen en esa fuente inagotable de vigor para enfrentar lo que ha de venir sin temor.

Somos frágiles

En medio de la coyuntura actual, cada uno de nosotros ha podido ver a través de los medios de comunicación la desolación y los daños colaterales, de un mundo enfrentando un mal del cual ni el mejor presidente estaba preparado. Somos frágiles, siempre lo hemos sido, sino que ahora somos conscientes de ello. Ahora entendemos mejor esa frase de no saber valorar lo que se tiene hasta que se pierde, todos hemos perdido algo en estos tiempos difíciles, tal vez el ritual de encontrarse con los amigos, ir al gimnasio, ir al cine o simplemente caminar sin artefactos protectores de un enemigo invisible, y a la vez que hemos perdido, también hemos ganado en encontrar formas de re-inventarnos para ver la vida desde una perspectiva más humana y espiritual. Ahora nos es más fácil entender al otro, tenemos mayor voluntad de ayudar, de entregar sin esperar nada a cambio. Solo con la alegría de poder colaborar.

El mundo no será igual

Estamos en el inicio de un nuevo mundo, de una nueva década, pero sobre todo de una nueva oportunidad como sociedad, pero el cambio solamente ocurre cuando nos damos cuenta de las cosas que estamos haciendo mal. El egoísmo, la destrucción de la naturaleza, la corrupción en todos sus niveles, reflexiones antiguas las cuales se enfrentan a este entorno; estamos a punto de ver lo mejor o lo peor de lo que somos. Para quienes tenemos la convicción de que esto puede mejorar, tendremos el reto de cuidar de nuestros pequeños, enseñándoles con el ejemplo, con la dedicación por hablar menos y hacer más, con la transparencia de la honestidad, con el amor expresado en pequeños e inolvidables detalles, con la fuerza del bien sobre el mal.

Es ahora cuando debemos brillar sin dejar nada al azar. Cuando el  mundo se auto-destruye en medio de guerras por el color de piel, es donde la diferencia surge de aquellos capaces de dejar atrás el egoísmo de una vida vacía. Quienes se renuevan para dar todo lo bueno de su corazón, sin esperar aplausos o distinciones, solamente la alegría de recibir esa sonrisa de parte de Dios diciendo hijo(a) no lo pudiste hacer mejor.

Comparte en tus redes

Puedes ver también

Opinión

Hoy en día, mucha gente sigue a través de las redes sociales a los portales de noticias, que al instante, informan sobre todo lo...

Opinión

Durante los últimos años, la iglesia evangélica latinoamericana ha jugado un papel más preponderante en temas sensibles para la sociedad, como lo son el...

Artículos

En tiempos de pandemia podemos evidenciar un gran porcentaje de personas que tienden a padecer ansiedad, ¿pero por qué ocurre esto? Debido a que...

Espiritual

Hablar de pandemias parece en estos días el diario vivir, contagiados y cuarentenas están en los noticieros del día. Todas las naciones del planeta...