Connect with us

Hi, what are you looking for?

Artículos

El sueño de ser un superhéroe

«Paz mundial», «que no haya más hambre en el mundo», «que no haya sufrimiento», «que todos tengan un plato de comida, un techo y abrigo», «que todos se sientan amados», «que no haya más injusticias»… y mi lista de ideales podría seguir. Adelante, puedes sumar los tuyos.

¿Te hubiese gustado ser un superhéroe o superheroína? ¿Como cuál? ¿Contra qué o quiénes te hubiese gustado pelear y ganar? Te voy a contar algo que muy pocas veces confesé… cuando era una niña QUERÍA SALVAR AL MUNDO. Sí, ríete, porque yo también me estoy riendo de mí misma en este momento. ¡Me doy ternura!

Bueno, en verdad no era taaaaan chiquita cuando pensaba que podía salvar al mundo. Hasta el día de hoy pienso que me encantaría poder terminar con problemáticas como las que mencione antes: que no haya guerras ni violencia, que todos los niños sean felices y crezcan en un hogar donde sean amados… parece un cuento de hadas, pero creo que a todos nos gustaría que pasen esas cosas que vemos tan lejanas o poco probables.

Sigo discutiendo y enojándome por las injusticias… todavía no entiendo cómo hay personas que tiene millones y millones de dólares en el mundo mientras hay muchos otros que ni siquiera tienen agua potable o un plato de comida sobre la mesa. Son cosas que no entiendo, me frustran y me dan ganas de tener la solución que claramente no tengo. ¡Que impotencia!

«No puedes salvar al mundo, no eres la salvadora del mundo», me dijeron una vez cuando pensaba en mil formas para ayudar a los demás. Y ahí me di cuenta que… era verdad. No puedo hacerlo, no tengo las soluciones, ni las formas, ni el dinero, ni el tiempo.

Así que, frente a esa realidad, decidí ayudar a los que puedo a mi alrededor. Quizás no termine con el hambre en el mundo, pero sí puedo ayudar a quien está en la parada del autobús pidiendo plata para comer, puedo ayudar a un familiar cuando tiene un problema, puedo no ser de tropiezo para un hermano de la iglesia, puedo darles abrigo a quienes viven en la calle y pasan frío todas las noches, puedo ser un hombro para llorar cuando no hay consuelo.

Hay muchas cosas que en nuestras vida personal que nos gustaría que fueran perfectas: el trabajo, la familia, etc. Pensamos que es imposible (como la paz mundial o terminar con el hambre en el mundo) y que nunca vamos a poder lograrlo, pero no te quedes ahí, no te quedes en lo «imposible», no te quedes frustrado con lo que no puedes hacer o lograr… HAZ, lo que para ti es mínimo, para otro puede ser mucho, lo puede ser todo. ¿Sabes lo contagiosa que es una sonrisa o un saludo? Le puedes cambiar el día a otro con apenas ese detalle.

¿Una oración? Creemos que orar es «no hacer mucho», decimos «lo único que puedo hacer es orar». ¡ORAR LO ES TODO! Porque quizás no lo puedas hacer con tus propias fuerzas, quizás hay cosas que no dependen de ti, no puedes ponerte la capa de superhéroe e ir volando a solucionar conflictos, pero SÍ PUEDES Y DEBES ser un puente entre ese problema y el VERDADERO SALVADOR DEL MUNDO.

En Gálatas 6:2 dice: «Ayúdense unos a otros a llevar sus cargas, y así cumplirán la ley de Cristo».  Y no, no puedo salvar al mundo, porque ya hay alguien que vino, murió y resucitó para eso… ¿lo ubicas? Un hombre que cambió la humanidad, que partió la historia en un antes y un después. Los superhéroes en esta historia no somos ni tú ni yo, el verdadero SALVADOR DEL MUNDO ES JESÚS. Él es capaz de terminar con todo lo que a nosotros nos preocupa, es capaz de resolver todo lo que nosotros somos incapaces de resolver. Para Él no hay imposibles.

Desafío
No puedo salvar al mundo, pero puedo presentarles al Salvador del mundo a los demás. Cuentas con Jesús en tu vida, ponte a Su disposición y Él te va a usar. Puedes dar una sonrisa, una ayuda económica, dedicar una canción, enviar un versículo o un mensajito de WhatsApp, o dedicarles tiempo. Hay muchas formas de ayudar a «salvar» el mundo de los demás. Ocúpate por ser un puente entre los problemas y Jesús en la vida de tu prójimo.

Comparte en tus redes

Puedes ver también

Artículos

El Evangelio de San Juan 20:7 nos dice que luego de su muerte, a Jesús le fue colocado un sudario en su rostro, pero...

Artículos

La historia de Walter White, el personaje principal de la reconocida serie Breaking Bad, es un viaje repleto de emociones y contrastes morales, una...

Artículos

«Jesús contestó: —’Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma y con toda tu mente’. Este es el primer...

Artículos

Atención: Lo que vas a leer a continuación es mi experiencia personal, no es mi intención generalizar. Los hijos de pastores tenemos mucha fama…...